Mostrando publicaciones por etiqueta: CARNE

Aunque Interovic valora positivamente las medidas de ayuda directa a ganaderos de ovino y caprino adoptadas por el Ministerio de Alimentacion, Pesca y Agricultura (MAPA), considera que la crisis COVID-19 está afectando al conjunto de la cadena de una manera muy dramática y cree que existen más vías de ayuda al sector.

Por este motivo, Interovic y el conjunto de sus socios, integrado por las asociaciones y organizaciones agroalimentarias más representativas del país, acaba de presentar un batería de propuestas al Gobierno.

Como indicaba Raúl Muñiz, presidente de la Interprofesional “se trata de medidas complementarias que creemos pueden contribuir a reducir el impacto de esta crisis en el sector ovino y caprino de carne. Estas medidas son independientes a las que puedan presentar las empresas y organizaciones miembro de Interovic, más ajustadas a las necesidades de todos y cada uno de sus socios”.

El plan presentado por el conjunto del sector para reducir el efecto de la crisis COVID-19 se agrupa en varias categorías, entre las que encontramos medidas de ordenación de la oferta, las relativas a la PAC, gestión administrativa o de incentivo económico.

 

Medidas de ordenación de la oferta

Unas medidas que buscan la retirada de producto como consecuencia del cierre del canal Horeca. En una primera etapa, afectó principalmente a la producción de cordero lechal pero que arrastra también al sector de la carne de cabrito y cordero recental.

Dentro de la ordenación de la oferta, cabe destacar las siguientes medidas:

-      Apoyo a la solicitud del MAPA a la Comisión de las ayudas al almacenamiento privado hasta superar las circunstancias actuales del COVID-19 y la supuesta recuperación de la cadena de suministro, para su comercialización en el mercado nacional y de la UE; sin penalización por la salida anticipada del producto de los almacenes para la exportación a terceros países.

-      La compra masiva de producto por parte de las Administraciones Públicas, con el fin de que el ejército, hospitales, residencias, cárceles, comedores escolares, etc., adquieran carne de lechal, cordero o cabrito.

-      Articulación de ayudas al control y reducción de la oferta en los propios cebaderos y granjas, con el objetivo de reducir la oferta de ganaderos hacia cebaderos y cebaderos a mataderos.

-      Por último, impulsar y ayudar a la exportación en dos mercados que pueden ser transcendentales en estos momentos. China: reforzar la presión diplomática al más alto nivel sobre el Gobierno Chino con el objetivo de permitir la exportación de carne de ovino y caprino a este país lo antes posible. INTEROVIC ha colaborado con las empresas para facilitar contactos comerciales que permitirán el inicio de las exportaciones de manera inmediata. Arabia Saudí: reforzar la presión diplomática sobre el Gobierno Saudí con el objetivo de permitir la exportación de animales vivos.

 

Medidas relativas a las ayudas de la PAC actuales

Para tratar de dar liquidez al sector y también que las dificultades en la comercialización de los productos no afecten a los ganaderos en las próximas campañas de la PAC.

 

Medidas de flexibilización de la gestión administrativa

-      Flexibilizar y adaptar algunas gestiones administrativas, como el saneamiento ganadero, la solicitud de guías o la gestión documental obligatoria para las exportaciones, a las actuales circunstancias de limitación para facilitar el movimiento de ganado y la exportación a terceros países.

-      Facilitar la entrada en España de trabajadores especializados para la realización de la esquila en los rebaños españoles. La falta de mano de obra va a provocar un problema de Bienestar Animal en el conjunto de nuestra cabaña ganadera, por esto en necesario que las cuadrillas procedentes de otros países puedan llegar a España para comenzar a realizar este trabajo completamente estacional.

 

Medidas de incentivo económico o fiscal

Se solicitan medidas que contribuyan a dar liquidez al sector. Entre estas medidas, la aplicación de un IVA súper reducido para el sector ovino-caprino, de este modo el PVP de sus productos llegaría al consumidor a un menor precio, haciendo más competitiva esta carne y más accesible para el conjunto de la sociedad.

 

Otras medidas

La posibilidad de que la UE apoye campañas de promoción como respuesta a la situación de emergencia en la que nos encontramos, así como promover desde el Gobierno de España campañas de apoyo a los productos de origen nacional para animar a los consumidores a comprar productos de aquí. No hay que olvidar que los productores españoles son quienes han estado trabajando muy duro para el abastecimiento de la población, garantizado en todo momento su suministro en los lineales, pequeño comercio y tiendas online.

 

Cooperativas Agro-alimentarias de Extremadura solicitará al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) un cambio en el proyecto de ayudas anunciadas al ovino y el caprino de carne por el COVID-19. Las cooperativas quieren que lleguen directamente a los ganaderos. Plantea así que estas ayudas se destinen a fomentar la retirada de corderos y cabritos del mercado mediante incrementos de tasas de reposición en las explotaciones.

“Se puede distorsionar el mercado y hacer bajar aún más los precios, ya que el texto de este proyecto de Real Decreto condiciona las ayudas al sacrificio ganadero de cabritos y corderos con el objetivo de favorecer la salida de estos animales. Sin embargo, no tiene en cuenta las fases intermedias en el movimiento del ganado ovino y caprino hacia el matadero, lo que motivaría que los ganaderos no pudiesen acogerse a dichas ayudas”, señala.

Y es que la mayoría de los ganaderos extremeños no venden directamente a matadero sus corderos y cabritos, sino que lo hacen a cebaderos o centros de tipificación para homogeneizar y repartir la producción, consiguiendo regular así la oferta.

Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura ha propuesto así una serie de modificaciones para mejorar este proyecto de ayudas para que sean planteadas como alegaciones al mismo a través de Cooperativas Agro-alimentarias de España, entre las que se encuentra destinar dichas ayudas a las ovejas y cabras reproductoras, lo que sí llegaría de forma directa a los ganaderos.

 

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) establecerá medidas de apoyo directo para los sectores de ovino y caprino de carne para facilitar la salida de los animales de las granjas y aliviar la situación en la que se encuentran los productores tras la declaración del estado de alarma a consecuencia del Cobid-19.

Estos sectores se han visto especialmente afectados por el rápido deterioro del mercado de la carne de ovino y caprino, dado que su producción es marcadamente estacional y vinculada a su consumo en restaurantes y hostelería, canales que han tenido que cerrar por las medidas de confinamiento decretadas, lo que ha generado un gran excedente.

De esta forma, el Ministerio anuncia que podrán acogerse a las ayudas los ganaderos de ovino y caprino cuyas granjas tengan un censo de más de 30 hembras reproductoras, así como las granjas de tratantes y los centros de concentración. El importe máximo de la ayuda será de 30 euros por animal, que tengan una edad igual o menor a 4 meses, que hayan salido de la granja con destino al matadero entre el 14 de marzo y el día siguiente a la finalización del estado de alarma, ambos inclusive, hasta un máximo de 70 animales por granja y de 200 en el caso de tratantes y centros de concentración. Por lo tanto, en el caso de las explotaciones las ayudas máximas serán de 2.100 euros por explotación.

Estas medidas se recogerán en un Real Decreto del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, que se tramitará con carácter de urgencia. El Ministerio financiará estas ayudas, cuyas solicitudes serán tramitadas por las comunidades autónomas, una vez publicado el Decreto, mediante los procedimientos oportunos para la presentación de solicitudes, tramitación, resolución y pago, a lo largo de 2020.

 

La Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha ha iniciado una campaña de fomento del consumo de cordero y cabrito de la región entre la población, con el fin de incentivar sus ventas tras el cierre de la hostelería provocado por el coronavirus, uno de los principales canales de distribución de estos productos.

El consejero del área, Francisco Martínez Arroyo, ha explicado que se trata de un compromiso adoptado la semana pasada por el Ejecutivo castellano-manchego y por el propio presidente, Emiliano García-Page, y para lo cual se destinarán 100.000 euros, ha informado la Consejería en una nota de prensa.

El objetivo es “llegar directamente al consumo doméstico” y que los propios ciudadanos sean conscientes de que, con su gesto y la elección de estos productos en la cesta de la compra “contribuyen activamente” a apoyar la labor diaria de los ganaderos de extensivo, ha resaltado Martínez Arroyo.

El consejero también ha señalado que tanto el cordero como el cabrito de la región son “de excelente calidad” y están ligados “a la dieta más saludable del mundo”, como es la Dieta Mediterránea.

Asimismo, ha apuntado que el mantenimiento de la ganadería extensiva posibilita que se moldee el propio paisaje de la comunidad autónoma y fija población en el medio rural. 

Por ello, ha animado al consumo de productos “cercanos y sostenibles”, de alimentos “de calidad” que en Castilla-La Mancha cuenta con ejemplos como el cordero manchego, con una indicación geográfica protegida, o el cabrito blanco celtibérico, una raza autóctona en peligro de extinción.

De esta manera, ha recordado que ambos productos se encuentran en la distribución y también en internet, a través del comercio electrónico. 

Además de la campaña publicitaria en los medios de comunicación, se va a contar con la participación de los restauradores de la comunidad ‘Eurotoques Castilla-La Mancha’ y también se difundirán mensajes directos a la ciudadanía a través de redes sociales con las etiquetas ‘YoComproCorderoCLM’  y ‘YoComproCabritoCLM’. 

 

La producción de carne de caprino descendió en el primer mes del presente año un 1,6%, según muestran los datos de la Encuesta de Sacrificio de Ganado, elaborada por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA). En enero de 2019, la carne de caprino producida por el sector español fue de 898 toneladas, mientras que en el mismo periodo del presente año fue de 884 toneladas.

Esta reducción del volumen de carne se ha producido a pesar de que ha aumentado el número de sacrificios, ya que se ha pasado de 104.622 a 105.711 animales caprinos que han pasado por los mataderos españoles. Por lo tanto, se ha producido un aumento del 1% en los sacrificios.

Cruzando ambos datos, se llega a la conclusión de que el peso medio de los animales sacrificados ha pasado de 8,58 a 8,36 kilogramos durante el último ejercicio.

Volviendo al volumen de carne producida, por comunidades autónomas se ha producido un descenso en las dos regiones más representativas. Andalucía ha bajado un 5,9% al pasar de 378 a 355 toneladas, mientras que Murcia descendió un 1,3%, ya que evolucionó de 170 a 168 toneladas. La que experimenta un aumento, en concreto del 6,9%, es Canarias, ya que pasó de 121 a 129 toneladas.

 

 

oveja rasa web

La caída de precios que está generando al cordero y al cabrito el cierre del canal Horeca – hoteles y restaurantes – puede hacer caer al sector de la ganadería extensiva, que depende del valor de su único producto a la venta, ya que la lana hace años que no cubre los costes de esquileo. Si la gran mayoría de explotaciones estaba dando márgenes negativos sin la PAC y estos ganaderos obtienen por su trabajo menos del salario mínimo interprofesional, la caída de los precios acabará definitivamente con ellas.

La evolución del consumo en los últimos años, con el creciente prestigio de la carne de cordero tras las campañas de Interovic y algunas IGPs, había permitido incrementar el consumo en el citado canal Horeca, compensando la disminución en hogares según las publicaciones del panel del MAPA. En términos generales, no bajábamos el consumo del 1% y algún año como el 2017 fue positivo en supermercados y por supuesto en restaurantes, mientras en hogares bajaba varios puntos por la evolución del modo de vida familiar en la sociedad moderna.

Así, el cierre de los restaurantes por el coronavirus ha generado una caída de ventas sin precedentes y a su vez en los agentes de compra y venta, que a excepción de las cooperativas y comerciales más estructuradas, han dejado de salir a comprar, por no tener donde vender. Las lonjas dejaron de cotizar y podría decirse que desde el 15 de marzo no ha habido precios en el campo, y en numerosos casos, ni ventas.MARCEN

Para paliar esta situación, Cooperativas Agroalimentarias, como imagino que habrán hecho las OPAS, ha reclamado al Ministerio de Agricultura ayudas al sector y parece que el ovino va a estar entre los sectores prioritarios.

Sin embargo, creo necesario incidir en la urgencia de las medidas, además de la importancia explicada, para recuperar el precio a niveles no menores de los años anteriores en primavera. Inicialmente veo estas tres como más prioritarias:

· La primera es que la Unión Europea ponga en marcha las ayudas al almacenamiento privado para la congelación, previstas en situaciones de crisis profundas de mercado como esta. Solamente con este mecanismo podrá aliviarse sobre todo el mercado de lechal, cabrito y cordero de las que partes del despiece van al canal HORECA. El congelado saldrá meses más tarde con riesgo de pérdida para los operadores, pero evitará males mayores de caídas de precio que matarán al sector ganadero.

Mejor sería todavía la retirada parcial de una parte del producto como se hizo con la crisis de la fruta tras el veto ruso, retirada de producto que podría ir posteriormente a bancos de alimentos, comedores escolares etc.

Me consta que el Ministerio de Agricultura ya ha pedido esta línea a Bruselas, pero dadas las características de nuestro sector, con un lechal y cordero poco apto para pasar de determinados pesos, y que come y gasta todos los días, la decisión de la Comisión Europea debe ser urgente, bajo riesgo de que sea ineficaz.

· La segunda medida que aliviaría la oferta es la ayuda a la reposición. Dejar un mayor porcentaje de hembras para vida eliminaría parte de la oferta y permitiría rejuvenecer los rebaños, algunos envejecidos en la perspectiva de desaparecer por la baja rentabilidad y la falta de sucesores. El envejecimiento de los rebaños es la pescadilla que se muerde la cola porque los animales mayores producen mucho menos y tienen muchos más problemas sanitarios y de todo tipo que los jóvenes. Apoyando la reposición en muchas explotaciones haríamos de un problema una solución parcial.

La Unión Europea también podría apoyar esta segunda línea, no contemplada inicialmente como la del almacenamiento privado, pero sí apoyándose en el reglamento 221, como ya hizo para ayudar a los ganaderos de vacuno irlandeses con la caída de precios del pasado año y la amenaza del brexit, ayudas que se vincularon a la demostración de algún compromiso medioambiental, que en el caso de nuestra ganadería extensiva cumple con creces.

· La tercera medida es la promoción. Interovic, que hace de la pequeña recaudación de cada sacrificio un presupuesto importante logrando ayudas europeas, va a reorientar ya hacia el consumo en hogares una campaña de lechal y cabrito inicialmente programada para Horeca. Ahora que se tiene tiempo de cocinar y las redes permiten aprender fácilmente puede fomentarse el consumo de estos productos en casa.

Pero sobre todo debe enfocarse en activar una gran campaña de comunicación de consumo de cordero cuando volvamos a la actividad habitual, con un mensaje adaptado al momento. Interovic siempre debe potenciar el consumo de carne de cordero de origen nacional, diferenciándola correctamente en el punto de venta, más si cabe en esta situación para dar salida precisamente a lo que se está congelando y se pudiese hacer con la necesaria y urgente ayuda europea.  No puede ser que el producto de importación, el 80% lechal, se aproveche un año más de nuestras campañas.

El sector en conjunto, incluido el comercial, el agroindustrial, la distribución y los minoristas deberían implicarse en este plan importante y urgente, para salvar a un sector imprescindible para muchos de nuestros pueblos, para nuestro paisaje natural y para la economía de miles de familias, autónomos mayormente, que viven directa e indirectamente del ovino.  Y con su supervivencia, salvar a la industria transformadora sin la cual la modernización de cara al consumidor, no sería posible.

 Francisco Marcén

Socio fundador y ex director de Oviaragón – Grupo Pastores y ex presidente de Interovic 

 

 

La cooperativa Harakai comprará los corderos que los ganaderos vascos produzcan durante esta temporada y que en el actual estado de crisis sanitaria por la pandemia del coronavirus no se venden por el parón económico y los conservará para sacarlos al mercado cuando este se recupere. 

Harakai, empresa cooperativista agroganadera que aglutina a cerca de 620 productores de ovino, vacuno y porcino de Euskadi, ha firmado un acuerdo con la Fundación HAZI, dependiente del Departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno Vasco, para dar una solución al mercado de los corderos. 

La cooperativa se compromete a adquirir los corderos manteniendo el precio de compra, fijado en unos seis euros el kilo para los ganaderos amparados en la marca Eusko Label.

El Gobierno Vasco ha explicado que "amparado en las modificaciones legislativas que la Comisión Europea permite" ante la crisis de la COVID-19, ofrece así una actuación coordinada y centralizada para dar respuesta a la necesidad de garantizar la rentabilidad y continuidad de estas explotaciones muy afectadas tras la caída del consumo en los sectores de la hostelería, restauración y catering. 

Harakai comercializa cada campaña 12.000 unidades de corderos y con este acuerdo se va a hacer cargo de unos 15.000 más de pastores que no están asociados. 

También Eroski colaborará con esta iniciativa y trasladará el producto final al consumidor. 

El sacrificio de ganado ovino en los mataderos españoles descendió en el inicio del presente año un 1,1%, según los datos que ha publicado la Encuesta de Sacrificio de Ganado del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) relativos al mes de enero. Así, se ha pasado de las 7.490 toneladas producidas en enero de 2019 a las 7.405 toneladas del mismo mes del presente año. Por lo tanto, continúa la tendencia de descenso marcada en años anteriores.

Por comunidades autónomas, se da la circunstancia de que Castilla y León, que es la mayor productora de carne de ovino en España debido al potencial de sacrificio de sus mataderos y a su amplio censo, ha aumentado sensiblemente en este último año. Esta región ha pasado de 1.687 a 1.922 toneladas producidas, lo que significa un aumento del 13,9%. Este incremento se ha registrado con un importante aumento del peso medio de los animales sacrificados, ya que el número de ejemplares que pasaron por mataderos tan sólo se ha elevado un 5,5%, al pasar de 176.319 a 186.108 animales. Cruzando ambos datos, el peso medio ha evolucionado de 9,57 a 10,33 kilogramos.

Por su parte, las comunidades autónomas que ocupan el segundo y tercer puesto a nivel nacional han experimentado retrocesos. Cataluña ha pasado de 1.135 a 1.029 toneladas en la evolución interanual, por lo que ha descendido un 9,3%. Por su parte, Castilla-La Mancha ha bajado un 6,6%, al pasar de 1.092 a 1.019 toneladas.

Por último, el resto de regiones que han producido más de un centenar de toneladas en enero son las siguientes: Aragón (894), Murcia (687), Comunidad Valenciana (513), Andalucía (431), La Rioja (281), Navarra (181), Extremadura (173) y Baleares (115).

 

 

La Asociación muestra cómo su personal está operativo para dar soporte y apoyo a todos los socios ganaderos que hoy trabajan para que no haya desabastecimiento alimentario

Bajo las premisas #EstamosContigo, #QuédateEnCasa y #NosotrosTrabajamos, la Asociación Nacional de Caprino de Raza Murciano-Granadina (CAPRIGRAN) ha lanzado un vídeo en su canal de Youtube en el que muestra cómo su personal está operativo para dar soporte y apoyo a todos los socios ganaderos que hoy trabajan por todos nosotros, para que no haya desabastecimiento de productos alimentarios.

El vídeo ha sido presentado en el perfil de Facebook de la Asociación con este mensaje:

“Debido a la crisis sanitaria que actualmente vivimos y con el objetivo de mantener los servicios básicos a la población, en Caprigran trabajamos como cada día para darle apoyo a nuestros ganaderos. Gracias a ellos hoy podemos quedarnos en casa.

Hoy más que nunca, os necesitamos ¡Estamos contigo!”

Con esta iniciativa, la CAPRIGRAN se suma a las campañas que ya circulan por redes sociales, como las presentadas por las Asociaciones de las razas Churra y Payoya, en las que, además de reivindicar la necesidad de seguir consumiendo los productos de nuestra tierra, se reconoce la labor del sector ganadero, que está teniendo un papel fundamental durante este Estado de Alarma.

La "crisis" que la ganadería riojana arrastra "desde hace mucho tiempo" ha crecido por el decretado estado de alarma, en el que se ha dejado de matar cabritos "porque no se venden" y "se están haciendo grandes", lo que hará que sus precios sean “ridículos”. 

Así lo ha afirmado el pastor riojano Miguel García, quien ha explicado que este tipo de producto se suele consumir una o dos veces al mes o se acude a restaurantes a degustarlo, pero estos espacios están cerrados por la pandemia actual de coronavirus, por lo que las crías de cabra que estaban preparadas para estas fechas no tienen salida en el mercado.

García (Entrena, La Rioja, 1967), quien también se dedica al forraje, cuenta entre su rebaño con unos 70 cabritos, un género que, junto al cordero lechal, se ha dejado de vender en las últimas semanas, aunque este segundo "lo puedes cebar y lo vendes de otra manera"; mientras que el cabrito "o lo matas así o, en esta región, no se come de otra manera".

Sin embargo, este pastor que vive "a caballo" entre Entrena y Logroño, ha indicado que el "problema serio" que tienen los que, como él, se dedican a la cría de cabritos ya existía antes de la expansión del COVID-19, puesto que, hace unas tres semanas, se vendía el cabrito a 45 euros la unidad, lo que “no rendía”.

"Ahora, imagínate la ruina que va a causar esto", ha remarcado García, quien ha añadido que el cabrito es "un producto del que ya se deducía mucho el consumo porque la gente se había acostumbrado a comer otras cosas".

García, quien lleva más de treinta años como pastor, ha criticado que si el cabrito se compra a los ganaderos a unos 45 euros, en la carnicería “el consumidor lo está pagando a 98 o a más de 100 euros”, algo que ha calificado como “una pasada”.

Ha especificado que “esa gente que está vendiendo estos animales a esos precios, luego van a venir con precios ridículos, de 10 o 15 euros por un cabrito”, ya que, para entonces, estos animales habrán crecido.

El estado de confinamiento en el que se encuentra toda España no impide la labor de pastoreo de García, quien saca a sus animales al campo, del que "dependen y que es donde mejor están", ya que se estresarían si tuviesen que estar siempre encerrados, ha precisado. 

"La cabaña ganadera en España se está acabando por no poner las cosas en su sitio, gana mucho dinero el intermediario, el que lo produce no saca prácticamente nada y están asfixiando al que consume", ha subrayado.

Ante este panorama, "no hay otra que aguantar a ver lo que ocurre porque no puedes hacer otra cosa", ha lamentado García, quien ha apuntado que no hay “absolutamente nada” de ayuda por parte de las administraciones públicas ante esta situación.

Este pastor se inició en este trabajo hace más de tres décadas debido a su gusto por los animales y a que toda su familia se ha dedicado desde siempre a la ganadería, y es algo que "te tiene que gustar y te tienes que criar en ello".

"Tenemos que poner cada uno nuestro granito de arena para salir de esta, si no, así no se puede", ha resaltado García, quien ha concluido que, en la actualidad, “los pastores se mantienen a medias hasta la jubilación, no sacan prácticamente nada". 

Sergio Jiménez Foronda-EFE

Página 1 de 167

Foros de discusión

  • Sección en construcción
Copyright 2013 © OVIESPAÑA - Paseo Arco de Ladrillo, 90 - 47008 - Valladolid - España oviespana@tierras-digital.com | Tel: +34 983 477 201 - Fax: +34 983 476 304 Soluciones web epoint.es

Acceso usuarios registrados o Registrarse

Acceder