interovic 1000x120 junio19

divisor 10x70 blanco

vetia 480x90 marzo19divisor 10x70 blancosyva 480x90 junio19divisor 10x70 blanco

foro19 ovigen 480x90 2018divisor 10x70 blancoforo19 msd 480x90 2

Mostrando publicaciones por etiqueta: Ayudas

La Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio ha convocado ayudas para la gestión de los libros genealógicos y la realización de programas de mejora de las razas ganaderas autóctonas españolas.
Mediante un comunicado, la Junta ha informado hoy de que podrán solicitar las ayudas las asociaciones y las organizaciones de criadores de razas ganaderas autóctonas puras sin ánimo de lucro que hayan sido reconocidas oficialmente por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, y por la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio.
Esto para la gestión de los Libros Genealógicos, razas definidas en el artículo 2 del Decreto 80/2016, modificado por Decreto 191/2018, así como las asociaciones de ámbito autonómico reconocidas.
Serán subvencionables las actuaciones relacionadas con las tareas propias y necesarias para la gestión y funcionamiento de los libros genealógicos y recibirán ayudas para sufragar, de acuerdo con lo establecido en el Programa de Desarrollo Rural de Extremadura 2014-2020, los gastos de personal, de locomoción, informáticos, por actuaciones genéticas y difusión de las razas y de electricidad, agua y otros costes generales de los centros u oficinas de trabajo.
La cuantía de las ayudas será del 100 por ciento, con un límite máximo de 80.000 euros por asociación u organización.
Por otro lado, en el caso de la realización de los programas de mejora, podrán ser beneficiarios de estas ayudas las asociaciones y organizaciones de criadores de razas ganaderas autóctonas puras definidas en el artículo 2 del Decreto 81/2016, de 21 de junio, modificado por Decreto 190/2018, de 27 de noviembre.
Deben carecer de ánimo de lucro y haber sido reconocidas oficialmente por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, o por la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio para el desarrollo de las pruebas de mejora.
También podrán ser beneficiarias las asociaciones de ámbito autonómico reconocidas por la autoridad competente y colaboradoras en la realización de dichas actividades.
Tendrán la consideración de actividades subvencionables las relacionadas con las tareas propias y necesarias para la realización y desarrollo de los programas de mejora.
Podrán recibir subvención para pagar gastos de personal, de locomoción, informáticos, por actuaciones genéticas y difusión de las razas, de electricidad, agua y otros generales de los centros u oficinas de trabajo, entre otros.
La cuantía de las ayudas será del 70 por ciento del coste de la actividad, sin superar en ningún momento la cantidad de 60.000 euros por asociación u organización.
El plazo de presentación de solicitudes para estas líneas de ayuda será de 20 días, a partir del próximo día 10. 

El Fondo de Garantía Agraria y Pesquera de las Islas Baleares (Fogaiba) ha abierto la convocatoria de ayudas, correspondientes a 2019 para el fomento de las razas autóctonas de las islas y destinará un importe máximo de 180.000 euros con posibilidad de ampliación.
Con estas ayudas, podrá ser subvencionables las actuaciones de creación o mantenimiento de libros genealógicos, las pruebas destinadas a determinar la calidad genética y el rendimiento de los animales, ha informado la Conselleria de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca en un comunicado.
El Govern ha indicado que podrán ser beneficiarios de las ayudas, las organizaciones o asociaciones ganaderas de las islas que están reconocidas oficialmente por la Comunidad Autónoma.
Los interesados podrán presentar las solicitudes de ayudas hasta el 28 de febrero.
El plazo para justificar la ejecución de la actuación y los gastos que son objetos de la subvención finaliza el 31 de marzo de 2020 y son elegibles las actividades o inversiones realizadas y pagadas desde la fecha de presentación de la solicitud hasta el 31 de diciembre del 2019, ha explicado el Govern. 

El Diario Oficial de Galicia (DOG) ha publicado hoy la Orden de ayudas de la Consellería de Medio Rural para indemnizar a los ganaderos por el sacrificio obligatorio de animales en ejecución de los programas y actuaciones oficiales de vigilancia, lucha, control y erradicación de enfermedades.
Medio Rural destina una partida de 750.000 euros a indemnizar esos sacrificios obligatorios de animales en el año 2019.
Los beneficiarios de esas ayudas serán los titulares de explotaciones ganaderas correctamente registradas en la Comunidad Autónoma que, por orden de la Consellería de Medio Rural -autoridad competente en materia de sanidad animal- y con motivo de la aplicación de los protocolos para erradicar enfermedades que afectan al ganado, se vean en la obligación de sacrificar animales de su cabaña.
Para tener derecho a percibir esas indemnizaciones "es imprescindible cumplir la normativa en vigor sobre sanidad e identificación animal, movimiento pecuario, bienestar y alimentación", precisa Medio Rural en un comunicado.
Además, será también de "obligado cumplimiento" estar al día en los programas nacionales de vigilancia, lucha, control y erradicación de enfermedades animales; que las explotaciones estén correctamente registradas, y que se haga efectivo el sacrificio ordenado por la Consellería.
El plazo de presentación de solicitudes quedará abierto desde mañana, día 5 de enero, hasta el 29 de noviembre de 2019, ambas fechas incluidas. 

La Unión de Ganaderos, Agricultores de la Comunidad de Madrid (Ugama) ha reclamado hoy una normativa para que la ganadería madrileña no tenga que soportar "responsabilidades y daños que no le corresponden" a causa de los ataques de lobos.
En un comunicado, los ganaderos madrileños critican que el Gobierno regional trate de solucionar el problema de la convivencia de las explotaciones ganaderas con la presencia del lobo en la región de forma "unilateral", sin contar con el sector y ajeno a la realidad.
Lamentan que la Comunidad sea "incapaz" de reunir a todas las partes afectadas, analizar el problema, escuchar las propuestas y establecer una normativa de común acuerdo, según el presidente de Ugama, Alfredo Berrocal.
El lobo ibérico ('canis lupus signatus') está protegido al sur del Duero, mientras que al norte sí están permitidas las batidas para reducir su población.
Ugama subraya que la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha autorizado un aumento del 20% del gasto, hasta los 300.000€ para el año 2019, para hacer frente a las ayudas a los ganaderos por el daño que sufran sus animales por ataques de lobos que, según la organización, han aumentado más de un 60 % desde 2016.
Además, los ganaderos madrileños estiman que ese incremento de presupuesto irá destinado a las reclamaciones vía patrimonial que surgirán para incrementar las indemnizaciones, tras varias sentencias dictadas por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid en las que condena a la Comunidad a cuadruplicarlas.
En esta línea, rechazan que las ayudas anuales a los ganaderos se hayan quintuplicado, al pasado de los 60.000 euros en 2016 a los 300.000 que se destinarán en 2019, ya que lo que aumenta es el presupuesto destinado a las indemnizaciones por ataques de lobos, pero no la cuantía que reciben.

La Comunidad de Madrid ha abonado a agricultores y ganaderos de la región un total de 23,5 millones de euros en ayudas anticipadas de la Política Agrícola Común (PAC) de la Unión Europea, correspondientes a los regímenes de pago básico, pago verde y jóvenes agricultores, señala la Comunidad de Madrid en un comunicado
El Gobierno regional colabora con el campo madrileño en la gestión de las ayudas de la PAC, que en la campaña de 2018 beneficiará con unos 37 millones de euros en ayudas directas a 5.143 profesionales del sector en la región.
El pago de la PAC es un proceso muy complejo, sometido a numerosos controles, considera el Gobierno regional.
La Dirección General de Agricultura, Ganadería y Alimentación de la Comunidad de Madrid se ocupa de la gestión de las solicitudes, las cuales representan el número de peticionarios de las ayudas.
La cifra de ayudas puede experimentar variaciones en función de las alegaciones estimadas (con efecto en el pago), recursos o modificaciones de diversa índole.
En ese sentido, y puesto que el plazo oficial para el abono de las subvenciones de la PAC se extiende a lo largo del primer semestre de 2019, la Comunidad ha anticipado en el mes de diciembre 23,5 millones de euros.
Paralelamente al pago de las ayudas de la campaña de 2018, del 1 de febrero al 30 de abril del próximo año se abrirá el plazo para solicitar las correspondientes a la campaña de 2019.
En la región, más de 334.500 hectáreas se dedican a cultivos, prados y pastos, según datos de la Comunidad de Madrid.
En total, hay registradas alrededor de 16.400 explotaciones agrarias y ganaderas en la región, además de 1.527 industrias alimentarias. 

La Consejería de Agricultura y Ganadería de Castilla y León destinará un millón de euros en ayudas para la conservación del patrimonio genético que suponen las razas autóctonas, fomentando así la cría de estos ejemplares de raza pura y su inscripción en los libros genealógicos.
Esta subvención se dirige a aumentar los censos ganaderos de razas autóctonas de la Comunidad y ampliar la distribución geográfica a nuevas explotaciones, han informado hoy fuentes de la Consejería de Agricultura y Ganadería en un comunicado.
La ayuda también pretende compensar a aquellos ganaderos que apuestan por este tipo de reses frente a las razas foráneas y, al mismo tiempo, potenciar los programas de mejora gestionados por las asociaciones oficialmente reconocidas para los libros genealógicos.
El objetivo central consiste en que aumente el número de hembras y machos de razas autóctonas de Castilla y León, estableciendo dos tipos de ayudas por su inscripción en el Registro Definitivo del Libro Genealógico.
En concreto, se fija una de 300 euros por unidad de ganado para el ganado ovino de raza Castellana Negra y Ojalada; para el caprino de raza Cabra de las Mesetas.
Establece otra de 200 euros por unidad de ganado para el ovino de raza Castellana y Churra.

Los ganaderos deberán cumplir una serie de requisitos para optar a estas ayudas, entre ellos que la explotación figure inscrita en el registro de Castilla y León, formar parte de la asociación de criadores de la raza autóctona pura que tenga asignada la llevanza del libro genealógico y colaborar con el programa de mejora de la raza.
Para la adopción de esta iniciativa, la Consejería argumenta que las razas autóctonas poseen una "excelente" adaptación al medio y tienen una gran importancia en el mantenimiento de la biodiversidad y en la gestión sostenible del medio ambiente.
Considera también que contribuyen a la creación de riqueza y fijación de población en el medio rural, obteniéndose de los animales criados en pureza e inscritos en los libros genealógicos productos de una calidad organoléptica "excelente". 

 

EL OVINO ES UNO DE LOS EJEMPLOS MÁS CLAROS DE ESA FALTA DE DINAMISMO DE LAS AYUDAS DE LA UE 

 

Almudena Álvarez


La ingeniera agrónomo francesa Elodie Martín Abad ha realizado un trabajo de campo en la provincia de Palencia para analizar el impacto que ha tenido la aplicación de la PAC en España y concluye que la última reforma no es una herramienta real de desarrollo rural ya que fomenta las mismas dinámicas establecidas desde hace medio siglo.
Su trabajo forma parte de un proyecto global para comparar en distintos países de Europa el impacto que ha tenido la aplicación de la última PAC (2014-2020) en la agricultura y la ganadería del país, ha explicado en una entrevista a la Agencia Efe.
El territorio elegido en España para realizar esta comparativa ha sido la provincia de Palencia y en concreto una zona de transición entre la Tierra de Campos y la Vega de Saldaña donde pueden encontrarse los cultivos más representativos de secano y regadío y ganaderías de ovino y vacuno, de carne y de leche.
"Esta es una zona con mucha diversidad de producción y concentra todas las actividades agrícolas y ganaderas de interés para este estudio", ha explicado, aclarando que, a su vez, son las producciones más afectadas porque son las que más dependen de las ayudas europeas.
Una vez establecido el territorio y con la misma metodología que se ha empleado en otros países, para que la comparativa sea fiable, ha realizado un diagnóstico agrario y un trabajo de campo que le ha llevado por treinta pueblos de esta comarca palentina, entre los meses de marzo y agosto, con entrevistas a más de setenta agricultores y ganaderos en activo y jubilados.
Según explica la autora del estudio, la primera fase consistió en conocer el medio, las parcelas, el paisaje, la historia de la Agricultura y la Ganadería en la zona y la influencia de las políticas europeas a lo largo de las décadas "para poder entender la situación actual".
Completó este estudio previo con entrevistas a más treinta personas mayores, hombres ya jubilados y mujeres, "que son como bibliotecas vivas" y que le han permitido reflejar también el "importante papel productivo que tuvo la mujer en el pasado en la explotación agrícola o ganadera y que hoy se ha perdido".
Además, para dibujar la situación actual del campo realizó entrevistas a 45 agricultores y ganaderos en activo que le han dado las claves sobre el funcionamiento técnico y económico de la explotación, con muchos datos cuantitativos y cualitativos.
Con todo, ha hecho unos modelos de sistemas de producción en agricultura y ganadería que le han permitido comparar los resultados económicos y "la dependencia de la PAC".
Entre las conclusiones obtenidas afirma que los procesos de selección y especialización de las explotaciones agrarias, iniciados por las políticas franquistas y ampliados con la entrada de España en la Unión Europea en 1986, han provocado un éxodo rural y una destrucción del tejido agrario que sigue hasta hoy.
Asimismo concluye que la PAC es un importante soporte de las rentas de explotaciones casi inviables en muchos casos, sometidos a evoluciones desfavorables de los precios.
"La agricultura española es muy dependiente de la PAC, de los precios internacionales y de insumos externos que vienen de otros países", ha afirmado, asegurando que la última reforma de la PAC sigue fomentando las mismas dinámicas en España y Castilla y León desde hace medio siglo.
"Se sigue incitando a los agricultores a aumentar sus superficies de cultivo y las inversiones mediante una política agrícola basada en ayudas por hectárea y ayudas a la inversión", ha señalado.
Además, asegura que la definición de agricultor activo es demasiado laxa, lo que hace que más de la mitad de los beneficiarios de las ayudas sean jubilados y personas que viven en las ciudades, hasta el punto de que "la mayoría de las ayudas PAC se van a las ciudades".
Tampoco las ayudas a los jóvenes han contribuido a crear nuevas instalaciones, debido al difícil acceso a la tierra y se evidencia "un débil" apoyo a la producción ecológica, la inexistencia de "una cadena" con una estructura de transformación y comercialización y falta formación agronómica.
Por último, su trabajo ha revelado "una falta de conexión real entre la situación del campo y las decisiones que toman nuestros representantes en Bruselas. Son dos mundos distintos", afirma.
Con todo considera que la PAC no es una herramienta real de desarrollo rural y considera que con los mecanismos de la Política Agraria se podrían financiar medidas que favorecieran una mayor diversificación en el campo, la fijación de población en el medio rural y prácticas beneficiosas para el medio ambiente.
Por eso, con este trabajo ha pretendido "tender un puente entre el campo y Bruselas" y está ahora presentando sus conclusiones en la zona de estudio y en Madrid a agricultores, políticos, grupos ecologistas, investigadores, y a los agentes implicados en el desarrollo rural que necesariamente camina paralelo al desarrollo agrícola y ganadero.

Mejorar la implementación del seguro agrario en sectores "estratégicos" como el ovino-caprino es uno de los retos de la entidad pública responsable de este sistema, desde la que lamentan que en estas áreas las tasas de contratación son todavía "muy bajas".
Así figura en el documento "40 años del Sistema Español de Seguros Agrarios", publicado para celebrar las cuatro décadas que se cumplen desde la aprobación de la Ley que regula esta materia.
El documento, elaborado por la Entidad Estatal de Seguros Agrarios (Enesa, adscrita al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación), repasa la evolución de este sistema durante las últimas cuatro décadas.
"El sector agrario presenta un elevado grado de exposición al riesgo, ya que su actividad productiva se desarrolla, en la mayoría de los subsectores, al aire libre, dependiendo de factores medioambientales de difícil control", se puede leer en dicha publicación.
El sistema cerrará 2018 con un capital asegurado superior a los 14.000 millones de euros, por encima de los 13.700 millones de un año antes, lo que multiplica por ocho los valores protegidos por esta herramienta durante su primer lustro de aplicación, según las cifras de Enesa.
El coste anual del seguro -sin incluir subvenciones- ha crecido hasta los 800 millones de euros y el volumen de indemnizaciones acabará el actual ejercicio en el entorno de los 700 millones de euros, en niveles muy similares a los de 2017.
De cara al futuro, los responsables de Enesa han incidido en mejorar la implantación de los seguros, especialmente en aquellas áreas que todavía presentan bajos porcentajes de contratación, para lo que profundizará en su divulgación y perfeccionará las líneas disponibles para "adaptarlas" a las necesidades del sector.
En este sentido, la entidad analiza "posibles nuevos riesgos a incorporar", además de abordar desafíos como los efectos del cambio climático.
En agricultura, los seguros cubren el 79 % de cultivos herbáceos extensivos.
En ganadería, el seguro en segmentos como el ovino y caprino (7 %) sigue siendo poco habitual.

La Consejería de Agricultura y Ganadería destina 80 millones de euros en ayudas para incorporación de jóvenes al campo y apoyar las inversiones en explotaciones agrarias. El Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl) publica la orden de bases mediante la cual se regulan las ayudas específicas para jóvenes, para la incorporación y modernización de explotaciones de estos y a la que van destinados 60 millones de euros, y la destinada a aquellos agricultores que soliciten ayudas para la modernización de sus explotaciones, dotada con 20 millones de euros.

La orden de bases que se publica mañana establece una convocatoria independiente para las solicitudes de modernización de explotaciones no ligadas a la incorporación de jóvenes, lo que mejorará la eficacia de la gestión de las mismas.

Estas ayudas permitirán a los agricultores y ganaderos, con independencia del sector al que pertenezcan, acometer proyectos de inversión tanto de adquisición de maquinaria nueva, construcción de naves agrícolas, alojamientos e instalaciones ganaderas, instalación de riego sostenible que reduzca el consumo de agua, plantaciones frutales, invernaderos, etc.

Se incluye el apoyo específico a la realización de inversiones para sistemas de lucha antiheladas y antigranizo en las explotaciones agrícolas y de biodigestores en las explotaciones ganaderas.

También se contempla la posibilidad de subvencionar pequeños proyectos de transformación artesanal de la producción primaria de la propia explotación.

Los beneficiarios deberán ser agricultores activos, titulares de explotación agrícola, bien sean personas físicas, jurídicas, comunidades de bienes o explotaciones de titularidad compartida.

En este caso, las ayudas ascienden al 20 % de las inversiones realizadas incrementándose al 40 % en el caso de explotaciones que estén integradas en la Red Regional de Explotaciones de Castilla y León así como aquellas en las que se realicen inversiones en modernización o puesta en marcha de nuevos regadíos. Pudiendo llegar, incluso, al 80 %, al incrementarse esas subvenciones en un 20 % más en el caso de los jóvenes que se instalan en la actividad agraria o que se hayan instalado en los cinco años anteriores a la solicitud de la ayuda; un 10 % si pertenece a una Entidad Asociativa Agroalimentaria Prioritaria de carácter regional; un 5 % si la inversión se hace en zonas con limitaciones naturales y zonas de montaña; y un 5 %, también, si las inversiones están relacionadas con el agroambiente, el clima y la agricultura ecológica.

Estas subvenciones podrán combinarse con las ayudas a préstamos garantizados por el instrumento financiero de gestión centralizada Feader 2014-2020, lo que permitirá un acceso fácil a la financiación necesaria para acometer las inversiones, pudiendo financiar de este modo el 100 % de la inversión.

En las ayudas a la modernización de explotaciones primarán las solicitudes de los sectores considerados estratégicos, así como aquellas presentadas por mujeres y jóvenes, las que cuenten con titularidad compartida y las de los agricultores profesionales.

También, en esta convocatoria se incluye un nuevo criterio de selección que favorecerá las solicitudes correspondientes a titulares de explotación cuya explotación se ubique en municipios con Espacios Naturales Protegidos.

La Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio ha abonado este mes casi 19 millones de euros correspondientes a ayudas agroambientales, ha informado hoy la Junta de Extremadura.
Entre las ayudas de las que se ha realizado el abono que se corresponden con la anualidad 2017 estan las razas autóctonas en peligro de extinción (343.188 euros), y ganadería extensiva de calidad (161.535,13 euros).
Todas las ayudas solicitadas en 2017 están resueltas y, salvo los expedientes que tengan incidencias, pagadas.
En este sentido, la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio ha agradecido el esfuerzo de los empleados públicos, que ha supuesto acortar los períodos de resolución y pago respecto a otras convocatorias. 

Foros de discusión

  • Sección en construcción
Copyright 2013 © OVIESPAÑA - Paseo Arco de Ladrillo, 90 - 47008 - Valladolid - España oviespana@tierras-digital.com | Tel: +34 983 477 201 - Fax: +34 983 476 304 Soluciones web epoint.es

Acceso usuarios registrados o Registrarse

Acceder