acrilflor 480x90 marzo16divisor 10x70 blancointerovic 480x90 mayo17divisor 10x70 blancodelavaldivisor 10x70 blancoinatega

Mostrando publicaciones por etiqueta: Reproducción Razas

Muchos rebaños de ovejas en el mundo se crían colectivamente, de manera comunal, donde animales de diferentes propietarios pastan juntos. Estas condiciones hacen difícil o imposible identificar la paternidad de la descendencia, ya que los animales pueden aparearse sin ningún control. Esta práctica inhibe el logro de evaluaciones genéticas precisas utilizando los procedimientos del modelo animal. De esta premisa parte un artículo científico elaborado por investigadores brasileños y publicado en la revista científica Small Ruminant Research.

Por lo tanto, se propone evaluar la eficiencia del uso de dos métodos, el modelo animal jerárquico (HM) y la matriz de relación numerador promedio (ANRM), en la estimación de parámetros genéticos y valores de cría de ovejas con incertidumbre de paternidad en la que se acoplan en presencia de machos múltiples.

Los resultados confirmaron que los modelos de evaluación genética con machos múltiples, que consideran la incertidumbre de la paternidad, son eficientes en la estimación de parámetros genéticos y en la clasificación en ovinos con características pastorales comunitarias.

El artículo está firmado por los siguientes autores: Francisco Flávio Dias Carneiro, Ana Maria Bezerra Oliveira Lobo, Luciano Pinheiro da Silva, Kleibe de Moraes Silva, Aline Vieira Landim y Raimundo Nonato Braga Lobo.

 

 

Cuatro municipios de la comarca del Vallès Occidental han iniciado un estudio de campo del proyecto piloto para controlar la fertilidad de jabalíes en zonas urbanas y periurbanas, inyectando la primera vacuna de contracepción a un ejemplar.
La presentación del inicio de la prueba piloto se ha realizado en el Casal Cultural de Matadepera y a corrido a cargo de Manel López, director del proyecto del Departamento de Sanidad y Anatomía de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), que lleva a cabo el proyecto.
La vacuna se inyecta por vía intramuscular a 300 animales, creando anticuerpos frente a la hormona que favorece la función reproductora en los mamíferos, sin modificar el comportamiento del animal más allá del ámbito sexual ni inyectándole productos nocivos.
"No es una esterilización química porque no aporta nada dañino para el animal, sino que se engaña al sistema inmunitario del ejemplar; así estimulamos que los testículos de los machos y los ovarios de las hembras eliminen las hormonas sexuales", ha explicado López.
En este sentido, el director del proyecto ha destacado que mucjos jabalíes ya no tienen un ciclo reproductor sino que tienen crías durante todo el año debido a que siempre disponen de comida gracias a la mano humana y a las basuras que generan las personas en las zonas periurbanas.
"La vacuna elimina la función reproductora, que obliga a consumir mucho alimento al animal, así que reducimos las necesidades nutritivas y, en consecuencia, podremos ver si también se reducen las interacciones negativas con las personas", ha afirmado López.
En este sentido, López se ha referido a los constantes problemas de convivencia en las zonas periurbanas entre personas y jabalíes, animales que a menudo causan accidentes de tráfico, atacan a personas y causan daños en cultivos y huertas.
El proyecto, único en España, empezó el año pasado y durante este periodo se ha realizado el estudio previo con controles de salud sobre los animales o su estado reproductivo, y tiene una duración prevista de cuatro años, mientras que el efecto de la vacuna dura hasta cinco años y sus hipotéticas consecuencias son "reversibles".
Hoy se ha administrado la primera inyección en Matadepera, una actuación que requiere anestesiar previamente al animal; la vacuna se aplicará a 100 ejemplares cada año hasta 2019, y durante este tiempo se hará un seguimiento del comportamiento de los ejemplares y se obtendrán los primeros resultados.
"Hemos empezado con un macho aunque es importante aplicarla a las hembras porque tienen un tiempo concreto de fertilidad, pero como también buscamos reducir la necesidad de los animales de buscar alimentos y no acudir a las zonas urbanas, es necesario bajar las hormonas de los dos géneros", ha apuntado Lóópez.
A nivel científico, la UAB cuenta con la colaboración de la Agencia Norteamericana de Gestión de fauna, que desarrolla la vacuna para controlar la población de ciervos de cola blanca en Estados Unidos, y una institución pública de fauna del Reino Unido.
"En este momento estamos en conversaciones con administraciones de gestión de fauna de ciudades europeas y asiáticas con problemas similares para explorar la aplicación de este proyecto", ha explicado López.
Según el director del proyecto, es la primera vez que se prueba esta vacuna en tantos ejemplares de jabalí, una especie que ha crecido los últimos años y actualmente cuenta con seis ejemplares por kilómetro cuadrado en el Parque Natural de Sant Llorenç del Munt i l'Obac.
El proyecto cuenta con la colaboración de la Diputación de Barcelona y de los municipios donde se inyectan las vacunas, que son Sant Cugat del Vallès, Terrassa, Vacarisses y Matadepera, y si los resultados son positivos se podría aplicar la vacuna en otros municipios de Cataluña. 

Cuba logró el primer nacimiento de un ternero a partir de un procedimiento de transferencia de embriones y fertilización in vitro realizado en un centro que emplea esa tecnología en la provincia oriental de Camagüey, informaron ayer medios locales.
Se trata de un ejemplar de la raza Chacuba, y en adelante se proseguirá con la aplicación de ese proceder, pues cuentan con embriones congelados de diversas razas, así como hembras transferidas, que están pendientes de diagnóstico para verificar la efectividad de esa tecnología.
El centro de transferencia de embriones perteneciente a la Empresa Genética Rescate de Sanguily, estuvo paralizado, entre otros factores, por los altos precios de las hormonas y otros productos en el mercado internacional hasta su reapertura en diciembre de 2015, indicó un comunicado de la Estatal Agencia Cubana de Noticias.
Pero desde hace más de un año ha retomado su trabajo con el propósito de rescatar especies y aumentar la masa ganadera que produzca mejor leche y carne, a partir del fondo genético existente en esa empresa.
Mediante esta técnica se pueden obtener entre seis y ocho óvulos para su fertilización, mientras normalmente una vaca en cada periodo de celo expulsa un solo óvulo, según indica la misma fuente.
El proceso requiere de una adecuada selección del animal donante del embrión, que debe tener una clasificación genética excelente y a su vez en la vaca receptora también se buscarán adecuadas cualidades reproductivas y de salud.
La institución trabaja en la reproducción de las razas Munray Grey, Aberdeen agnus, Chacuba, que se obtiene por el cruzamiento de Charolaise y Cebú, y Criollo, cuyos ejemplares son limitados en Cuba.
Camagüey es una de las provincias de Cuba con mayor tradición en la ganadería vacuna, una de las áreas que las autoridades del Ministerio de la Agricultura han apostado por transformar y alcanzar los niveles de las décadas pasadas.
En ese sentido, un proyecto de desarrollo anunciado a mediados del pasado año, inyectaría una inversión de unos 80 millones de euros (86,1 millones de dólares) a la ganadería vacuna de la isla.

Aragón cuenta con una decena de razas autóctonas de ovino. Para algunas de ellas, su mayor reto -desde hace años- es no caer en el olvido y en la extinción. Para darles mejores perspectivas, desde hace años se desarrollan programas de mejora genética de estas razas. Y la provincia de Teruel despunta en este campo.

La Diputación provincial turolense acaba de renovar este programa de financiación para la mejora genética del ovino autóctono que desarrollan varias entidades y organizaciones de productores. El objetivo es buscar la oveja perfecta, en genética y en rendimiento.

 

La cantidad anual con la que se subvenciona este programa es modesta (40.000 euros), pero es una inyección fundamental para mentener viva la investigación ganadera en este campo.

La última convocatoria de ayudas de la Diputación turolense para mejora genética del ovino autóctono ha permitido apoyar el trabajo que realizan en este ámbito la Asociación Nacional de Criadores de Ganado Ovino Selecto de la Raza Rasa Aragonesa (ANGRA), la Unión de Productores de Rasa Aragonesa (UPRA), la Asociación de Ganaderos de la Raza Ojinegra (AGROJI), la Asociación de Criadores de Ganado Ovino de Raza Cartera (ANGORCA) y la Asociación de Criadores de Ovino de Raza Maellana (ARAMA). Y también han sido subvencionadas una veintena de explotaciones ganaderas.

Aunque estas ayudas económicas se destinan genéricamente a la mejora genética del ovino de la provincia de Teruel, un punto prioritario es ayudar a las razas autóctonas.

En Aragón, históricamente, ha habido un potente sector ovino. Sus razas autóctonas son el testimonio vivo de esa historia ganadera y, también, una riqueza natural que demuestra cómo las ovejas se fueron adaptando a las exigencias concretas del terreno que habitaron.

Eso dio lugar a las razas autóctonas, y no son pocas las que tiene Aragón: Ojinegra de Teruel, Rasa Aragonesa, Ansotana, Cartera, Churra Tensina, Maellana, Roya Bilbilitana y Xisqueta.

La situación de estas razas es dispar. Algunas de ellas llevan años en peligro de extinción, porque han ido quedando arrinconadas de la producción ganadera en beneficio de otras razas que ofrecen mayores rendimientos económicos. En otros casos, sin embargo, algunas de estas razas aguantan con solidez, según ABC Aragón.

La Ansotana y la Maellana se cuentan entre las razas de las que menos ejemplares quedan, por debajo de los 7.000 según los censos de los últimos años. La Rasa Aragonesa, sin embargo, tiene una fuerte presencia y supera los 350.000 ejemplares. En posiciones intermedias se encuentran la Ojinegra y la Roya Bilbilbitana, con entre 30.000 y 40.000 cabezas cada una de ellas.

La agalaxia contagiosa fue uno de los temas principales que se desarrollaron en el curso de formación celebrado por los ganaderos de la raza Assaf en la localidad zamorana de Coreses. Christian de la Fe, profesor del Departamento de Sanidad Animal de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Murcia, y Ángel Gómez Martín, profesor del Departamento de Producción y Sanidad Animal de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia, presentaron algunos datos sobre la situación epidemiológica, las estrategias de control más efectivas y el papel de los sementales ovinos en su transmisión, bajo la premisa de la importancia de esta enfermedad por sus consecuencias productivas y económicas en una explotación lechera.

Aunque es una enfermedad más estudiada en el caso del ganado caprino, lo cierto es que sus importantes repercusiones económicas en ovino hacen que también tenga un papel importante.

Situación epidemiológica

Christian de la Fe comenzó la intervención señalando que únicamente una especie de ‘mycoplasma’, el ‘agalactiae’, participa en la agalaxia contagiosa en ovino, al contrario de caprino en el que hay más especies, lo que puede dificultar su control. La enfermedad puede presentarse mediante brotes (artritis, mamitis, conjuntivitis…) y rebaños crónicos, que es la presentación más habitual de la enfermedad y que tiene como efecto una reducción en la producción de leche. Los animales son portadores asintomáticos y pueden eliminar ‘mycoplasma’, contagiando al resto del rebaño.

Según un proyecto de investigación, se descubrió que la cepa ST5 es la más predominante en ovino, por lo que se pueden orientar las vacunas y los antibióticos de una forma más precisa.

El profesor de la Universidad de Murcia recalcó que los brotes clínicos se suelen desarrollar coincidiendo con un movimiento de animales, por lo que hay que prestar atención a ese aspecto.

Estrategias de control

Antes de afrontar las estrategias de control, los ponentes recordaron varias premisas sobre la agalaxia contagiosa: asumir que algunos infectados no presentan síntomas, que los sementales juegan un papel igual de importante que las hembras, que el diagnóstico y control es complicado, y que las vacunas y los antibióticos no pueden ser la base de un control permanente. “La vacunación no evita la infección, aunque sí reduce la sintomatología. Ocurre lo mismo con los antibióticos, en el que además se han desarrollado resistencias, como es el caso de la tilosina”, explica de la Fe.

En un plan de control, lo primordial es conocer el estatus sanitario del rebaño. En Francia se han puesto en marcha iniciativas para proteger los rebaños negativos y aislar los positivos, con análisis de leche de tanque y test Elisa, por lo que no se aplica la vacunación para evitar interferencias.

Otra segunda experiencia de control se dio en un proyecto entre la asociación de Cabra Malagueña y la Universidad de Murcia. Se implementaron análisis de leche de tanque y de las mamitis clínicas de forma sistemática, se realizaron diagnósticos de sementales portadores, se asesoró a explotaciones… Este proyecto tuvo múltiples implicaciones comerciales, ya que ha permitido valorizar la venta de recría a los ganaderos con rebaños negativos.

De la Fe terminó este parte con una serie de recomendaciones: “El animal infectado se debe eliminar inmediatamente de la explotación”, aseguró. También recomendó no meter animales de fuera, hacer lactancia artificial y realizar el tratamiento del calostro. Es muy importante el movimiento de animales. “Ante el brote clínico, no vacunar inmediatamente”, afirmó.

Sementales

Ángel Gómez Martín fue el encargado de presentar esta parte sobre el papel de los sementales en la agalaxia contagiosa en ovino. El profesor destacó en primer lugar que son los “grandes olvidados” de la sanidad en un rebaño, a pesar de que están en contacto con todos los animales de una explotación, lo que les confiere una gran importancia epidemiológica. Además, las consecuencias en la reproducción de la agalaxia contagiosa están infravaloradas.

Por estos motivos, es fundamental conocer si los sementales están infectados en una granja ovina, ya que son portadores asintomáticos que pueden transmitir la enfermedad a las hembras reproductoras. Aunque en caprino, la muestra auricular se ha mostrado como una herramienta de gran eficacia, Gómez Martín apuesta en el caso del ovino por una muestra, junto con una prueba de semen, para detectar esos portadores asintomáticos.

 

El ponente apostó por implementar programas de vigilancia en los centros de sementales. También aconsejó incluir a los sementales en los programas sanitarios del rebaño, reducir la introducción de corderos en la explotación y realizar la muestra del hisopo nasal a todos los que entren en la granja. Por último, recordó la importancia de realizar cuarentenas con los animales que puedan estar afectados y destacó las ventajas de la inseminación artificial como garantía genética y sanitaria para un rebaño.

Blanca Celtibérica

 


Se llaman bancos de germoplasma pero podrían renombrase como arcas de Noé por tener un cometido análogo al de la conocida barca bíblica ya que esos bancos almacenan material genético de numerosas razas animales para “devolverlas a la vida” en caso de que algún cataclismo acabase con ellas.

EFEAgro ha consultado la labor que realizan diferentes bancos de germoplasma y centros de selección y mejora genética, cuyos especialistas se afanan a diario en investigar este campo y custodiar este patrimonio natural.

En Colmenar Viejo (Madrid) se encuentra el Banco Nacional de Germoplasma (BNG) cuyo objetivo es custodiar de forma permanente colecciones de material reproductivo de todas las razas autóctonas, que permita actuar en caso de extinción de alguna de ellas o en caso de pérdida de variabilidad genética de las mismas, según recoge el documento facilitado por dicho banco.

Recogida de muestras
Desde 2013, se han firmado 39 convenios con todas las asociaciones de razas autóctonas de ámbito nacional y dos de ámbito autonómico que han permitido depositar 50.190 dosis seminales de 563 donantes pertenecientes a 39 razas o variedades de ganado, así como 199 embriones de especie bovina.

No obstante, aunque los datos inviten a pensar lo contrario, queda mucho por hacer puesto que el patrimonio ganadero autóctono nacional lo componen 164 razas o variedades, de las cuales 135 se encuentran en peligro de extinción.

Uno de los centros que proveen de material reproductivo al BNG es la Universidad de Córdoba (UCO), que alberga la principal colección de material seminal del Banco Andaluz de Germoplasma Animal, según ha detallado a el profesor titular de Genética, Juan Vicente Delgado.

El banco andaluz guarda semen crioconservado -en nitrógeno líquido- de distintas especies de equino (retuertas o marismeño), vacuno (negra andaluza, marismeña), ovino (lojeña, segureña y merino), asnal, caprino (granadina, blanca andaluza, serrana) y porcino (distintas variedades de ibérico) y ha enviado duplicados al BNG de Colmenar para reasegurar su conservación.

Ante un cataclismo
Delgado asegura que “el cataclismo (por ejemplo, un peligro real de extinción) sería un extremo” que justifica la inseminación de hembras con este material pero también se hace uso de él en otras situaciones más comunes, como “refrescar la sangre” que, según Delgado, es para incrementar la consanguinidad de las especies.

Hay otras utilidades a cual más importante y sorprendente, pues este grupo de Genética desarrolla también servicios de genética cuantitativa (evaluación genética de los animales en términos de biodiversidad) y genética molecular (control genealógico y búsqueda de genes específicos relacionados con diversas aptitudes de los animales), entre otras competencias.

En Cataluña, el Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentarias (IRTA) cuenta con un programa de Genética y mejora Animal, al frente del cual se encuentra Raquel Quintanilla, quien señala que la llegada de las nuevas tecnologías han supuesto una “revolución” en el modo de trabajar.

Según Quintanilla, los trabajos en selección genética ya no se encaminan tanto hacia la obtención de especies con mejores aptitudes productivas y cárnicas, sino que se dirigen más a la selección de caracteres genéticos relacionados con una mayor sostenibilidad del sistema productivo.

Estudios genéticos
Detalla que el IRTA hace “barridos genéticos” en las especies estudiadas para descubrir qué zonas del genoma o genes concretos están relacionados con factores de eficiencia y sostenibilidad productiva.

En esa línea, están desarrollando trabajos en genética para conseguir especies cuyo sistema inmune tenga una resistencia innata más potente que los actuales ya que el entorno lo está pidiendo ante la proliferación de las resistencias a los antibióticos.

Son sólo tres ejemplos de cómo la ciencia trabaja en el campo de la selección, la conservación y la mejora genética para no perder el patrimonio natural de decenas de razas ancestrales y mejorarlas para que se adapten mejor a su entorno.

 Juan Javier Ríos

La Consejería de Desarrollo Rural y los presidentes de las asociaciones de criadores de razas de ganado autóctonas han rubricado hoy los convenios de colaboración por los que percibirán este año un total de 1,2 millones de euros en ayudas para el mantenimiento del libro genealógico, el desarrollo de los programas de conservación de estas razas y su promoción.
En un comunicado, la Consejería ha informado de que estos convenios se han materializado tras el acto de la firma realizado hoy por parte de la consejera, María Jesús Álvarez, y los presidentes de las asociaciones de criadores de razas de ganado autóctonas.
De esta cantidad, la Asociación Española de Criadores de Ganado Vacuno Selecto de Raza Asturiana de los Valles (Aseava) percibirá 479.513 euros, mientras que la Asociación Española de Criadores de Ganado Vacuno Selecto de Raza Asturiana de la Montaña (ASEAMO) tendrá una subvención de 138.448.
Por su parte, la Asociación de Criadores de Oveya Xalda de Asturias (ACOXA) recibirá 29.733 y otros 114.973 serán para la Asociación de Criadores de Ponis de Raza Asturcón (ACPRA).
También se han firmado convenios con la Asociación de Criadores de Gochu Asturcelta (ACGA), por un importe de 15.337 euros; la Asociación de Criadores de Cabra Bermeya (Acriber), por 17.827 euros, y la Asociación de Criadores de Pita Pinta Asturiana (ACPPA), con 4.169 euros, con el fin de mantener el libro genealógico de cada una de las tres razas y el desarrollo de sus programas de conservación.
Además, la consejera ha suscrito otro acuerdo de colaboración con la Cooperativa Asturiana de Control Lechero (Ascol) para el desarrollo de un programa de la mejora genética de la cabaña ganadera asturiana de raza frisona, que recibirá una subvención de 435.000 euros.
Álvarez ha destacado el compromiso del Gobierno de Asturias con la conservación y la mejora genética de la producción ganadera y ha valorado la labor desarrollada por los profesionales del campo para conseguir que no se pierda "una riqueza genética patrimonial propia" y lograr, al mismo tiempo, "estándares de calidad muy altos en las producciones".
"La recuperación y mantenimiento de estas razas contribuyen también a la necesaria diversificación de las explotaciones agrarias y a crear riqueza y empleo en el medio rural", ha subrayado. 

Cabrandalucía Genética es una marca de calidad que engloba a ganaderías cuya recría es certificada por un organismo de control externo de tal manera que se asegure la selección del ganado en función del trabajo genético realizado así como las medidas higiénico-sanitarias adoptadas para la comercialización de reproductores bajo la marca.

Engloba a las siguientes razas: Malagueña, Payoya, Negra Serrana, Florida, Murciano-Granadina y Blanca Andaluza.

El producto avalado por la marca de calidad Cabrandalucía Genética, se traduce en animales destinados a ser reproductores que deben cumplir los siguientes requisitos:

- Animales nacidos de hembras en Registro Definitivo (RD), Registro Fundacional (RF) o Registro Auxiliar B (RAB).

- Animales procedentes de la propia ganadería, siendo ésta perteneciente al núcleo selectivo de la raza.

- Edad de salida de la explotación superior a los tres meses.

- Animales de raza pura identificados e inscritos en el correspondiente Libro Genealógico antes de la salida de la granja.  

- Procederán de animales con resultado de evaluación genética superior a 0 al menos para la producción de kilogramos de leche. En caso de animales que aún no posean resultado de evaluación genética, se calculará el ‘Índice Genético de Efecto Fijo’ y se tomará el valor 0 como referencia. Los animales con resultado menor se venderán fuera de la marca.

 

 

El Intia organiza el próximo 6 de mayo una jornada técnica sobre ayudas a razas en peligro de extinción, que se celebrará en la sede que tiene este organismo investigador en la localidad navarra de Villava.

El ponente de la jornada será Agustín Poblador Sancho, jefe de la Sección de Producción Animal del Departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local del Gobierno de Navarra.

 

Viernes, 6 de mayo

12.15 horas. Registro de asistentes.

12.30 horas. Descripción de las ayudas. Controles administrativos. Inspecciones. Periodos de referencia. Nuevas concesiones. Transferencia de compromisos. Penalizaciones por incumplimiento.

13.30 horas. Ruegos y preguntas.

 

14.00 horas. Fin de la jornada.

La Consejería de Desarrollo del Territorio del Cabildo de La Gomera adjudicará en breve la contratación externa del servicio que permitirá realizar ‘apañadas’ de animales asilvestrados de forma masiva. La misma complementará las actuaciones que están desarrollando las instituciones insulares en la lucha contra este grave problema que está afectando a algunos Espacios Protegidos de la isla, según publica Gomera Verde.

El consejero insular, Alfredo Herrera, manifestó que “ya está redactado el proyecto para llevarlo a cabo y que se sumará a las batidas que se realizan, en el marco del proyecto Life+ Garajonay Vive, desde el año 2014”.

Herrera recordó que la institución insular presentó ante la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Canarias la petición para que se decretara la emergencia cinegética, aunque esta no fue aceptada debido a que no se considera a estos animales dentro de esta categoría.

 

El consejero Insular señaló que “el problema de las cabras y ovejas, que han ido proliferando en libertad por la isla, viene motivado fundamentalmente debido al abandono de la actividad agrícola” y recordó que desde el 2012 ya se tomó conciencia del mismo. Además, “no hay que olvidar los daños que estas especies en libertad producen en los ecosistemas donde se encuentran y que pueden provocar la desaparición de plantas”.

Página 1 de 3

Foros de discusión

  • Sección en construcción
Copyright 2013 © OVIESPAÑA - Paseo Arco de Ladrillo, 90 - 47008 - Valladolid - España oviespana@tierras-digital.com | Tel: +34 983 477 201 - Fax: +34 983 476 304 Soluciones web epoint.es

Acceso usuarios registrados o Registrarse

Acceder