Mostrando publicaciones por etiqueta: Sanidad Investigación

Investigadores del centro vasco CIC BioGUNE y de las universidades de Oxford y Harvard han desentrañado la arquitectura y las interacciones entre el virus de la fiebre aftosa y su receptor celular, lo que abre el camino para el diseño de inhibidores de la entrada del virus.
Esta investigación, iniciada en 2005 y realizada mediante la técnica de la crio-microscopia, ha sido publicada por la revista Nature Communications, según ha informado hoy en un comunicado el Centro de Investigación Cooperativa en Biociencias (CIC BioGUNE), con sede en el Parque Científico y Tecnológico de Bizkaia.
El virus de la fiebre aftosa es un patógeno muy peligroso, que ha causado enormes pérdidas de animales en el mundo, con consecuencias económicas muy graves.
"La comprensión del proceso de reconocimiento entre el virus de la fiebre aftosa y el receptor de integrina permitirá abrir el camino para el diseño de inhibidores de la entrada de virus, y así poder evitar o mitigar su propagación", ha explicado el investigador de CIC BioGUNE Nicola Abrescia.
Junto al centro vasco, han liderado esta investigación los laboratorios de los profesores David I Stuart y Juha Huiskonen, de la Universidad de Oxford (Reino Unido), y de Timothy Springer, de la Universidad de Harvard (Estados Unidos).
El centro de investigación vasco ha participado también en otra investigación, junto a la Universidad de Indiana (Estados Unidos), que ha revelado la arquitectura del ensamblaje de la maquinaria de replicación de ADN de las archaeas, un grupo de microorganismos unicelulares capaces de vivir en condiciones extremas, y que posiblemente constituyen las formas de vida más antiguas sobre la tierra.
La relevancia de este descubrimiento, también publicado en Nature Communications, radica en la comprensión del mecanismo de replicación del ADN celular.
Esta investigación, según CIC BioGUNE, puede tener aplicaciones biotecnológicas, ya que distintas empresas de este sector están interesadas en la utilización de enzimas altamente estables, como las ADN polimerasas, que puedan funcionar en una amplia gama de condiciones de trabajo, incluyendo la temperatura y el pH.
El proyecto se inició en 2013 y es el fruto de la colaboración entre los laboratorios de los profesores Nicola Abrescia, en CIC bioGUNE, y Stephen Bell, en la Universidad de Indiana, que en los últimos años ha dado lugar a importantes contribuciones en el campo de la transcripción celular y la replicación genómica.
Para llevar a cabo este estudio, además de técnicas bioquímicas y de cristalografía de rayos X, se han aplicado métodos de microscopía electrónica.

El grupo de investigación Sanidad de Rumiantes de la Universidad de Murcia señala que ya se encuentra disponible la base de datos Vigiaga-C, herramienta de información ‘on-line’ a disposición de todos los interesados en la lucha frente a la agalaxia contagiosa. Tras estudiar diferentes elementos moleculares, se describe de modo sencillo la variabilidad de los aislamientos (tipos) circulantes de ‘M. agalactiae’, ‘M. mycoides subsp. capri’ y ‘M. capricolum subsp. capricolum’, principales micoplasmas asociados a la agalaxia contagiosa. También se describen aquellas comunidades donde la Universidad de Murcia ha constado la presencia de ‘M. putrefaciens’, el último agentes asociado al síndrome.

Estos resultados no proceden de un estudio epidemiológico y únicamente se muestran datos de los aislamientos analizados durante el desarrollo del Proyecto financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad, desarrollado en gran medida gracias con la colaboración de veterinarios del sector. Además del estudio molecular, se muestra información práctica en referencia a los datos de sensibilidad antibiótica obtenidos para cada una de estas especies.

Los objetivos de este proyecto han sido evaluar si es factible realizar el seguimiento y vigilancia de la infección (tipo de cepas circulantes) en función de algunas de las características moleculares analizadas y evaluar el empleo de estrategias de control dirigidas de la enfermedad (uso dirigido y responsable de antibióticos) en base a las diferencias de sensibilidad a los diferentes grupos de antimicrobianos existentes entre las especies y cepas de micoplasma circulantes.

 

 

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León ha autorizado un gasto de 246.549 euros para la adquisición de material desechable que se utiliza en la campaña de prevención y erradicación de las enfermedades de la cabaña ganadera.
Esta cantidad se destinará a la compra de material desechable para la realización de pruebas analíticas a los animales de la cabaña ganadera durante 2017.
Los programas de vigilancia, prevención, control y erradicación de enfermedades de las especies bovinas, ovina y caprina, como la tuberculosis, brucelosis, leucosis y perineumonía, forman parte de la campaña de saneamiento ganadero, con el objetivo último de eliminar riesgos para la salud humana. 

La Junta de Castilla y León ha implantado una aplicación que posibilita la expedición electrónica de recetas veterinarias, aunque este modelo no será obligatorio y funcionará en pruebas durante seis meses.
El director general de Producción Agropecuaria e Infraestructuras Agrarias, Jorge Llorente, ha informado hoy de que "ya es una realidad" y se avanza "por buen camino", ya que su implantación en el conjunto de España aún no está regulada.
El nuevo sistema, del que Zamora ha sido pionera, permite la emisión de recetas veterinarias sin soporte en papel físico, y para ello el profesional que las expide debe cumplimentar una serie de campos regulados desde principios de este mes.
La gestión de las recetas veterinarias y las bases de datos se realizarán bajo la gestión de los colegios veterinarios de Castilla y León, merced a un convenio suscrito con la Consejería de Agricultura y Ganadería.
Este sistema, según Llorente, ofrece más "seguridad y garantía" profesionales en la prescripción de medicamentos a los animales, lo que permite luchar contra el comercio ilegal de productos y la aplicación de estos sin autorización.
Zamora ha sido la primera provincia de Castilla y León en aplicar de forma experimental este tipo de recetas, que los veterinarios pueden prescribir incluso desde su teléfono móvil, por lo que también ha sido la primera provincia en acoger una jornada informativa como la celebrada hoy para explicar su funcionamiento.
Llorente ha resaltado que beneficia a todo el sector ganadero ya que supone una garantía de seguridad alimentaria y sanidad animal.
Ha destacado además que Zamora es la provincia de Castilla y León con los mejores niveles de sanidad animal, ya que las ganaderías de la provincia llevan ya tres años sin un solo caso de brucelosis, lo que permitirá que en breve sea declarada indemne, y tiene además la prevalencia más baja en casos de tuberculosis, por debajo del uno por ciento.
Por su parte, el presidente del Colegio de Veterinarios de Zamora, Victorio Lobo, ha precisado que los propios ganaderos podrán también conectarse a la base de datos de la receta electrónica para llevar a través de ella el libro de medicamentos, lo que facilitará su trabajo.

La investigadora mexicana Beatriz Flores Samaniego ha patentado un repelente que actúa contra las garrapatas que transmiten enfermedades al ganado doméstico y que tienen importancia en la veterinaria, en concreto de la familia ‘Ixodidae’ y ‘Argasidae’.

La invención se refiere a una composición insecticida a base de extractos naturales para el control y la eliminación de garrapatas en el ganado y en animales domésticos, caracterizada porque comprende de un 50% a 65% de extracto de ‘Heliopsis logipes’, de un 5% a un 20% de extracto de propóleo y un 30% con vehículo de aplicación dérmica.

La mezcla de la composición tiene un efecto sinérgico que garantiza el control de los adultos, las ninfas, las pupas, las larvas y los huevos, en particular en las hembras adultas, alterando su capacidad de oviposicionar y afectando también la posibilidad de incubación de los huevos y la supervivencia de las larvas.

Un grupo de investigadores estadounidenses ha elaborado un artículo, que se ha publicado en la prestigiosa revista científica Small Ruminant Research, sobre la estimación de los parámetros genéticos para la resistencia de las ovejas a parásitos internos. Los autores del artículo son los siguientes: L. Ngere, J.M. Burke, A.D. Herring, J.O. Sanders, T.M. Craig, J.A. van Wyk y D.G. Riley.

El correcto manejo de estos parámetros puede resultar fundamental para obtener las mejores estimaciones de los parámetros genéticos que influyen en las resistencias del ganado ovino a parásitos internos, en particular a ‘H. contortus’. Así, la edad de parición o la edad durante la lactancia en las ovejas pueden ser factores importantes que influyen en la resistencia, por lo que los autores consideran que debe estudiarse a fondo.

El veterinario Igor Ajuriaguerra Arana ha ganado el primer premio "BVDzero Award 2016" por un trabajo de investigación sobre la diarrea vírica bovina (BVD), una infección del ganado bovino causada por un pestivirus que puede provocar desde abortos e infertilidad, hasta la enfermedad mortal de las mucosas.
Se trata de la primera edición de este premio europeo, dotado con 5.000 euros y convocado por la multinacional farmacéutica Boehringer Ingelheim, al que se presentaron casi medio centenar de trabajos de numerosos países.
Ajuriaguerra, veterinario clínico de rumiantes en una empresa de Solares, ha recibido el galardón en Santander, de manos del consejero de Medio Rural, Pesca y Alimentación del Gobierno de Cantabria, Jesús Oria, quien ha ensalzado la labor de los veterinarios de explotación para garantizar la sanidad y competitividad de la cabaña ganadera de Cantabria.
Oria ha destacado el papel imprescindible que juegan estos profesionales en la prevención de enfermedades en los rebaños, "estando alerta -ha dicho- y adoptando todas las medidas necesarias encaminadas a evitar un posible problema sanitario".
Según el consejero, cuando se da una situación de este tipo la comunicación inmediata se vuelve "vital" para la Administración y, por ello, ha agradecido a este gremio su "cooperación y colaboración" en las medidas que se han de implantar.
El consejero se ha referido a la "cada vez mayor relevancia" que está adquiriendo el bienestar animal, al tiempo que ha recordado la tarea "fundamental" de los veterinarios para evitar el uso "inapropiado e indiscriminado" de antibióticos, que contribuyen al desarrollo de resistencias y que se torna en la actualidad como uno de los mayores problemas de salud pública.
"El aumento del consumo de antimicrobianos en el sector ganadero es alarmante", ha recalcado Oria, quien ha llamado a todos los involucrados a incrementar los esfuerzos para limitar el uso de estos productos, asegurar un control más uniforme de su utilización y prohibir el uso preventivo de antibióticos para todas las formas de administración, informa el Gobierno en un comunicado.
El presidente del Colegio Oficial Veterinario de Cantabria, Juan José Sánchez Asensio, ha expresado el orgullo de la organización por el galardón internacional concedido a uno de sus colegiados y ha dicho que este premio evidencia el alto nivel científico e investigador de los veterinarios en Cantabria, una faceta, a su juicio, "poco reconocida, escasamente valorada e insuficientemente apoyada.
En su opinión, el premio es también un reconocimiento a la labor de los veterinarios clínicos que visitan todas y cada una de las explotaciones ganaderas de Cantabria para solucionar los problemas puntuales que allí se presentan, pero también para asesorarlas técnicamente de modo que sean más eficientes y viables, mejorando su rentabilidad".
El presidente ha reivindicado la figura del veterinario de explotación recogido en la Ley de Sanidad Animal (2003) y su desarrollo ya iniciado en Cantabria, aunque todavía, ha añadido, queda un largo recorrido, según informa el Colegio de Veterinarios.

Un equipo de investigadores de la Universidad Rockefeller (Estados Unidos) ha desarrollado un arma completamente nueva contra las bacterias que son responsables de muchas enfermedades. En concreto, los investigadores han diseñado moléculas que logran algo que los virus hacen mucho mejor que el sistema inmune humano: dirigirse a moléculas de carbohidratos específicos que se encuentran en las superficies de las células bacterianas, según publica ABC.

“Los virus que infectan bacterias poseen moléculas que reconocen y se ligan a estos componentes comunes de la superficie de la célula bacteriana, algo que es muy complejo para el sistema inmune humano. Hemos manipulado estas moléculas y las hemos puesto a trabajar ayudando al sistema inmunológico humano a luchar contra los patógenos microbianos”, explica Vincent A. Fischetti, jefe del Laboratorio de Patogénesis e Inmunología Bacteriana de la Universidad Rockefeller.

El equipo de Fischetti utilizó este método en ratones para tratar con éxito las mortales infecciones causadas por ‘Staphylococcus aureus’ resistente a la meticilina, una bacteria que es resistente a los antibióticos convencionales. Los datos sugieren que pueden haber encontrado una nueva forma de combatir las superbacterias como ésta.

 

 

 

Las superbacterias, como se llama de forma coloquial a las cepas bacterianas que se han vuelto resistentes a los antibióticos, suponen una de las mayores amenazas para la salud mundial del siglo XXI. Casi un millón de personas mueren anualmente en el mundo por infecciones resistentes a los antimicrobianos. Y se estima que esta cifra alcance los diez millones a mediados del siglo. Por eso la comunidad médica sitúa ya la resistencia antimicrobiana al mismo nivel que la crisis del VIH/SIDA y demanda a la comunidad internacional que se coordine para solucionar el problema.

Según un informe de la OCDE publicado en 2015, existe una relación estrecha entre la resistencia a los antibióticos y su consumo, tanto humano como animal. En consumo de antibióticos en el medio hospitalario, España se encuentra por encima de la media europea, con unas cifras estimadas del 46 %, lo que nos sitúa en quinta posición en cuanto al consumo de antibió ticos en Europa a nivel hospitalario. Sólo este dato puede darnos una idea de la tasa tan elevada de selección y diseminación de la resistencia a los antimicrobianos que existe en España. Ante este escenario, la comunidad internacional ha dado por primera vez una respuesta conjunta y ha reconocido los riesgos de la resistencia antimicrobiana a escala global. La Asamblea General de la ONU ha aprobado una declaración en la que los 193 países miembros se comprometen a llevar a cabo medidas que frenen esta amenaza. Según el informe de Review on Antimicrobial Resistance, 700.000 personas mueren al año en el mundo a causa de enfermedades que no se pueden curar con antibióticos (25.000 en la Unión Europea). Las proyecciones apuntan a que esta cifra alcance los 10 millones en 2050.

Ha costado años visibilizar esta cuestión en el plano internacional, pero por fin los políticos empiezan a oír las súplicas de los expertos de la comunidad médica. En la reunión del G20 celebrada en Hangzhou el pasado septiembre de 2016, los líderes mundiales reconocieron el grave peligro que supone para la salud pública y el crecimiento y la estabilidad económicas la resistencia antimicrobiana (RAM), un sentimiento compartido en una reunión especial de alto nivel celebrada en las Naciones Unidas sobre el tema a finales de ese mes. Sin embargo, a pesar de la intensificación de las llamadas de urgencia, las acciones concretas para contener la resistencia a los medicamentos siguen siendo lentas e incompletas, y muchos observadores conocedores de la problemática temen que las soluciones emprendidas sean insuficientes y lleguen demasiado tarde.

En este marco tan funesto, cada vez existen más evidencias de que las multinacionales farmacéuticas —cuyo propósito debería ser curar a las personas y poner los medios para que se desarrollasen nuevos medicamentos— contribuyen en realidad a extender la resistencia a los antibióticos con la contaminación que provocan sus centros de producción o los de sus proveedores. Existe toda una serie de informes recientes que señalan este aspecto como la tercera causa más importante de la resistencia antimicrobiana. Según estos informes, las condiciones insalubres en los procesos productivos y el inadecuado tratamiento de los vertidos generados por la fabricación de antibióticos en China e India (donde se fabrican la mayor parte de nuestros medicamentos) amplifican el ya de por sí fuerte impacto que tiene el consumo excesivo de antibióticos en la medicina humana y su incontrolado uso en la cría animal.

El presente informe aborda por primera vez la relación entre las fábricas farmacéuticas de la India y la incidencia de las bacterias resistentes, y describe la cadena de suministros por la que circulan los antibióticos desde su producción en las fábricas contaminantes hasta los pacientes de Europa y Estados Unidos. En una investigación realizada en el terreno por la agencia de investigación periodística Ecostorm en junio de 2016 bajo la supervisión de Mark Holmes, de la Universidad de Cambridge, el análisis de las muestras de agua recogidas dio como resultado unos altos niveles de bacterias resistentes a los medicamentos en tres ciudades indias: Hyderabad, Nueva Delhi y Chennai.

De un total de 34 lugares analizados, se encontraron 16 en los que existen bacterias resistentes a los antibióticos. En cuatro de estos lugares, se detectó que la resistencia se producía a los tres tipos de antibióticos más grandes que existen: cefalosporinas, carbapenemos y fluoroquinolonas. En ocho de ellos, se encontraron bacterias resistentes a las cefalosporinas y a las fluoroquinolonas. En otros cuatro se encontró resistencia o a las cefalosporinas o a las fluoroquinolonas. De las fábricas de antibióticos analizadas, tres que pertenecen respectivamente a Aurobindo Pharma, Orchid Chemicals, y Asiatic Drugs and Pharmaceuticals, y que suministran sus productos internacionalmente de manera directa o indirecta, resultaron ser focos de resistencia.

Un examen detallado de la información de acceso público sobre las cadenas de suministro y la que se obtuvo en virtud de las leyes de transparencia muestra que los antibióticos fabricados por estas empresas se exportan a Europa y Estados Unidos, llegando por ejemplo al Sistema Nacional de Salud del Reino Unido, a los hospitales franceses, empresas sanitarias alemanas y grandes farmacéuticas estadounidenses. Se encontraron además vínculos entre las fábricas contaminantes chinas y los mercados occidentales.

Aunque probablemente solo se trate de la punta del iceberg, esta investigación confirma lo que ya sabíamos sobre el impacto de la contaminación producida por las cadenas de suministro del sector farmacéutico y muestra que se necesita actuar con urgencia para atajar este problema. En la era de los viajes y el comercio internacional, las superbacterias, una vez creadas, pueden expandirse rápidamente por el mundo, lo que significa que la contaminación de las farmacéuticas indias y chinas no es solo un problema localizado para las personas que viven en estas regiones, sino que puede acelerar una de las mayores crisis globales a las que se enfrenta la humanidad en este milenio.

Una empresa en particular, Aurobindo, con sede en Hyderabad y también en España, aparece como una de las más peligrosas. Con una larga trayectoria de vertidos contaminantes en sus fábricas de la India, Aurobindo importa también las materias primas para la elaboración de los antibióticos desde fábricas contaminantes en China. Aurobindo está muy bien relacionada con los principales representantes de la industria farmacéutica, entre ellos las multinacionales estadounidenses McKesson y CVS Health, y cuenta con una red internacional de subsidiarias que le brindan acceso directo a los mercados de exportación occidentales. Aún así, ambiciona seguir expandiéndose en todo el mundo y aumentar su cuota de mercado. Pero, ¿con qué coste para la salud humana?

El mensaje de este informe es claro en lo que se refiere a la lucha contra la resistencia antimicrobiana: tenemos que centrarnos en todas y cada una de las tres causas que están en el origen del problema (humana, animal e industrial) si no queremos perder la batalla. En el plano mediático, hemos observado que visibilizar la responsabilidad del sector farmacéutico se convierte en una tarea difícil, y que tanto las campañas institucionales de prevención como el foco informativo se centran en el mal uso de los antibióticos por parte de médicos y pacientes y en el abuso de los antibióticos en la agricultura intensiva, Sin embargo, la OMS sí que deja entrever la contaminación como una de las causas del aumento de la Resistencia, concretamente en “los residuos antimicrobianos que penetran en el suelo, los cultivos y el agua”.

En un momento en el que cada vez se tiene más consciencia del peligro que representan los efluentes de las fábricas de antibióticos, los mayores compradores de antibióticos, tanto del sector público como del privado, deben utilizar su poder como consumidores para exigir que la industria farmacéutica se responsabilice de sus actos. Resulta inaceptable que los residuos no respondan a ningún tipo de control, supone una amenaza evidente para la salud pública y perjudica a la reputación de la industria en su conjunto. Por consiguiente, este problema debería preocupar a los clientes de las compañías farmacéuticas, a los inversores y a las autoridades sanitarias por igual. El equipo de investigación de este informe se puso además en contacto con 20 entidades relacionadas con la sanidad española para preguntar si conocían la problemática, y, en el caso afirmativo, desde qué perspectiva lo trabajaban. Sólo una de las organizaciones encuestadas había tratado el tema de la amenaza de las superbacterias y enfocaba el origen de este fenómeno en el mal uso de los antibióticos por parte de los pacientes, situando las malas prácticas por parte de la industria farmacéutica en los últimos puestos en la cadena de responsabilidades.

La cadena de suministros del sector farmacéutico sigue rodeada de misterio. Por eso, los compradores deberían pedir mucha más transparencia sobre el origen de nuestros antibióticos y exigir a las farmacéuticas un cambio parecido al que ha experimentado la industria textil después de los dramáticos y trágicos accidentes ocurridos en las fábricas textiles, como el del Rana Plaza en Bangladesh. Al final de este informe, se exponen una serie de pasos prácticos que la industria y los organismos reguladores deberían seguir a fin de establecer un modelo de buenas prácticas en un sector cuyo comportamiento medioambiental deja mucho que desear.

Ver el informe completo siguiendo este enlace

https://docs.google.com/viewerng/viewer?url=http://www.ecologistasenaccion.org/IMG/pdf/informe-resistencia-antibioticos.pdf


 

 

El laboratorio de servicios analíticos de micotoxinas 37+® de Alltech situado en Dunboyne (Condado de Meath, Irlanda) ha sido acreditado con la norma internacional ISO/IEC 17025:2005 otorgada por Perry Johnson Laboratory Accreditation, Inc.

Esta evaluación, objetiva y realizada por terceros, avala los requisitos técnicos y de gestión del laboratorio y garantiza la exactitud y la imparcialidad de sus resultados analíticos.

l alltechEl laboratorio europeo de análisis de micotoxinas 37+, inaugurado en abril de 2016, es el tercero de este tipo para Alltech, que cuenta con dos laboratorios similares en EE. UU. y China. El ámbito de validez de la acreditación incluye el método analítico patentado 37+ LC/MS/MS, una técnica de vanguardia que permite detectar y cuantificar la presencia de más de 37 micotoxinas distintas a concentraciones de partes por billón (ppb) y partes por trillón (ppt).

Esta acreditación sienta las bases de la detección de micotoxinas a nivel mundial y ratifica la confianza que han depositado nuestros clientes en el análisis preciso, exacto y exhaustivo que ofrece el programa de análisis de micotoxinas 37+ de Alltech”, destacó Steve Mobley, responsable del laboratorio europeo de análisis de micotoxinas 37+ de Alltech.

“Nuestro enfoque analítico nos permite investigar más a fondo los problemas de salud de los animales de producción, analizar las tendencias globales en micotoxinas y desarrollar programas completos y personalizados de control de micotoxinas para nuestros clientes”, añadió.

Dirigido por la Dra. Emma Daniels, químico analítico sénior y coordinadora del laboratorio, el laboratorio europeo 37+ de Alltech ofrece servicios muy demandados con una elevada capacidad de procesamiento de perfiles de micotoxinas para acelerar el proceso de detección, ahorrando así tiempo y dinero a los ganaderos, los agricultores y los productores de alimentos europeos.

Junto con su programa de manejo de micotoxinas, Alltech sigue compilando una exhaustiva base de datos que permite identificar problemáticas asociadas con las micotoxinas a nivel mundial. Hasta la fecha, los laboratorios de análisis de micotoxinas de Alltech han procesado más de 14.000 muestras desde que, en 2012, se inauguró el primer laboratorio específico en Lexington (Kentucky, EE. UU.).

Los resultados obtenidos en las muestras de ensilados procedentes de Norteamérica analizadas en enero y febrero han revelado la presencia de tricotecenos de tipo B y ácido fusárico. Aunque los tricotecenos de tipo B siguen siendo las micotoxinas más habituales en los ensilados con efectos sobre la salud y la productividad de los animales, se ha detectado recientemente un aumento de los casos de contaminación por tricotecenos de tipo A y micotoxinas de Penicillium. En Europa, los tricotecenos de tipo B son frecuentes en los ensilados, aunque también existe un riesgo elevado de contaminación por micotoxinas de Penicillium, un tipo de micotoxina que se observó en el 45 % de las muestras analizadas a una concentración media de 1533 ppb.

Para obtener más información sobre el programa de manejo de micotoxinas de Alltech, visite www.knowmycotoxins.com.

 


Foros de discusión

  • Sección en construcción
Copyright 2013 © OVIESPAÑA - Paseo Arco de Ladrillo, 90 - 47008 - Valladolid - España oviespana@tierras-digital.com | Tel: +34 983 477 201 - Fax: +34 983 476 304 Soluciones web epoint.es

Acceso usuarios registrados o Registrarse

Acceder