El programa de saneamiento ganadero de Extremadura sigue a pesar del criterio de algunos veterinarios

El programa de sanemiento ganadero de Extremadura se sigue aplicando con normalidad a pesar del estado de alarma por la pandemia del coronavirus, a diferencia de lo que ocurre en otras comunidades autónomas y a pesar del criterio de algunos veterinarios de la Administración, que creen que se expone innecesariamente a ganaderos y profesionales y que piensan además que Tragsa, la empresa pública que se dedica a estas labores en la región, tiene "mucho material" de protección que podría donar a la sanidad.

Mientras que otras comunidades como Andalucía decidió el pasado día 19 flexibilizar las campañas de saneamiento ganadero para adecuarse al real decreto de alama, una iniciativa que también se ha seguido en Castilla y León, Galicia, Asturias o Cantabria, en Extremadura todo sigue igual con respecto a este programa, por estar incluido en el decreto de servicios básicos de la Junta de Extremadura.

Según fuentes de la Consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, el saneamiento ganadero "se sigue aplicando, con todas las garantías de seguridad sanitaria", ya que "es vital tanto para la salud de los animales, para la tranquilidad de los ganaderos y para la continuidad de la cadena alimentaria", para "poder suministrar alimentos sanos y seguros a la población". 

El criterio del director general de Agricultura y Ganadería de la Junta de Extremadura, Antonio Cabezas, ha sido respaldado por la Dirección General de Sanidad y Producción Agraria del Ministerio, que ha emitido estos días una circular en la que insta a las comunidades autónomas a proseguir con los programas de saneamiento ganadero.

Esta opinión, sin embargo, no es compartida por algunos veterinarios extremeños que trabajan en la Junta y que creen que la situación se debería adaptar al actual estado de alarma, pues en este tiempo en que todos los plazos están paralizados, las calificaciones de las explotaciones que caduquen se podrían prolongar hasta que concluya el confinamiento para evitar la propagación por COVID-19.

"Muchos ganaderos no encuentran gente que les ayuden" en las circunstancias actuales, señala uno de estos veterinarios, que cree que las labores en este ámbito deberían centrarse en los movimientos de los animales y en garantizar las condiciones de salud y seguridad de los productos que llegan a los mercados.

Además, este mismo profesional incide en que la empresa pública Tragsa, que es la que se encarga del saneamiento ganadero en Extremadura, cuenta con mucho material y Equipos de Protección Individual que podían ser donados a los hospitales públicos y centros de mayores en estos momentos de tanta necesidad de ellos.

Este veterinario ha explicado que actualmente el saneamiento en vacuno en Extremadura sigue con total normalidad; en pequeños rumiantes, está parado salvo en el caprino para movimiento; y en ovino , la región cuenta con al máxima calificación posible, por lo que se vigila un porcentaje pequeño de explotaciones para mantenerla.

 

Deja un comentario

Asegúrate de incluir la información requerida (*). HTML Básico está permitido.

Foros de discusión

  • Sección en construcción
Copyright 2013 © OVIESPAÑA - Paseo Arco de Ladrillo, 90 - 47008 - Valladolid - España oviespana@tierras-digital.com | Tel: +34 983 477 201 - Fax: +34 983 476 304 Soluciones web epoint.es

Acceso usuarios registrados o Registrarse

Acceder